El seguro de tu vehículo o automóvil no es más que un contrato que realizas con una empresa corredora de seguros. Y esta se encargará de cubrir los daños que pueda tener tu coche o que sean causados por él en un accidente, según la póliza contratada.

Existen varios tipos de póliza y también varios tipos de vehículos. Por lo tanto es importante que tengas claro esto a la hora de escoger el mejor seguro para tu coche. Además de que así sabrás qué seguros son obligatorios para el tipo de vehículo que conduzcas y cuales son opcionales.

Tipos de seguros

Existe un gran número de pólizas de seguros, que variarán dependiendo del tipo de vehículo que conduzcas. Ya que no es lo mismo un seguro de coche clásico, que un seguro de un coche mucho más moderno.

seguro de coches clásicos

Y tampoco será el mismo seguro para un vehículo de uso comercial, un vehículo deportivo o un vehículo de emergencia. Y mucho menos serán las mismas pólizas para el caso de las motocicletas, que son también un tipo de automóvil que requiere cumplir con ciertas pólizas como los seguros de motos clásicas.

Por lo tanto te podemos mencionar 4 tipos de póliza básicas que debe tener cualquier coche:

Terceros

Este es el tipo de póliza que se adquiere para cubrir los daños que sean causados a otro vehículo. En un accidente, en el cual el conductor sea el responsable del hecho.

Este tipo de seguro, va acompañado del seguro de responsabilidad civil (obligatorio) y complementado con el seguro de responsabilidad civil voluntaria o suplementaria.

Terceros ampliados

Este tipo de póliza incluye las mismas coberturas que el de Terceros, y las complementa con otras garantías atractivas para el usuario, garantías que están destinadas a ofrecer un mejor servicio.

Todo riesgo

Este es un tipo de póliza que recoge o incluye todas las coberturas ofrecidas en la póliza de seguros a Terceros y en el Terceros Ampliado. Y además incluye también la cobertura de Daños Propios. Es decir, todos aquellos daños producidos en nuestro propio vehículo y que hayan sido ocasionados por nuestra culpa.

seguro de coches

Todo riesgo con franquicia

La póliza de seguro a Todo Riesgo Con Franquicia es muy similar a la póliza de seguro a Todo Riesgo, la única diferencia es que, en este se incluye una franquicia que corre a cargo del asegurado y que será aplicada a la cobertura de Daños Propios. Cuando nos referimos a la franquicia, hablamos del importe que paga la persona asegurada en caso de siniestro.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *